Inicio / Ciudades inteligentes pueden “devolver” 125 horas a sus residentes en un año

Ciudades inteligentes pueden “devolver” 125 horas a sus residentes en un año

Por: Rosa Martínez Gómez | abril 9, 2018


El concepto de ciudades inteligentes que emplean recursos del Internet de las cosas (IoT, por sus siglas en inglés) tales como sensores, medidores y luces que recogen y analizan datos para mejorar la infraestructura y los servicios públicos promete cambiar radicalmente la forma en que vivimos, trabajamos y nos trasladamos.

Un estudio reciente de Juniper Research estima que las ciudades inteligentes tienen el potencial de “devolverle” 125 horas a cada residente en un año.

El informe clasifica a las 20 ciudades inteligentes más importantes del mundo según cuatro índices clave: movilidad, salud, seguridad pública y productividad para revelar la manera en que estas ciudades producen resultados positivos a sus ciudadanos. Entre ellos destaca la eficiencia, la productividad, ahorros de tiempo, mejoras en la calidad de los servicios de salud y en la calidad de vida, además de ambientes más seguros.

Las principales ciudades que lideran a nivel mundial en la integración de las tecnologías de IoT y servicios interconectados son Singapur, Londres, Nueva York, San Francisco y Chicago. Desde la firma indican que estas destacan por el esfuerzo que han hecho en conectar municipalidades, negocios y ciudadanos para mejorar la “habitabilidad”, especialmente en temas de movilidad (San Francisco y Singapur) seguridad pública (Chicago, New York y Singapur), salud pública (Londres y Singapur) y productividad (Chicago, Londres y Singapur) mientras efectúan una transición hacia un ambiente más inteligente y conectado.

Sameer Sharma, ejecutivo de Intel, asegura que las alianzas entre especialistas en urbanismo, autoridades gubernamentales, compañías privadas, OEM, desarrolladores de software y startups están creando un nuevo ecosistema de ciudades inteligentes que empoderará a los ciudadanos, al mismo tiempo que reducirá la huella de carbono.

Una realidad

Muchas de las tecnologías de IoT identificadas en el estudio ya están siendo implementadas en diversas partes del mundo.

En el caso de la movilidad, los investigadores afirman que tan solo los atascos de tráfico causan a los conductores una pérdida de 70 horas al año. El estudio indica que una infraestructura integrada de sistemas de tráfico inteligentes habilitados sobre IoT, caminos más seguros, parqueo dirigido y sistemas de peajes sin barreras pueden devolver a los conductores hasta 60 horas por año que, de otra manera, pasarían atascados en sus autos.

En el rubro de la salud, el estudio descubrió que las ciudades con servicios digitales de salud conectados pueden desempeñar un papel importante en la creación de eficiencias ahorrando a los ciudadanos casi 10 horas al año e, incluso, aportando beneficios potenciales que mejoren la vida de los pacientes y sus cuidadores.

Ejemplos como las aplicaciones portátiles  que monitorean la presión arterial, la tolerancia al dolor y la temperatura pueden ayudar a las personas a controlar las afecciones crónicas sin hospitalización. A su vez, la telemedicina, por ejemplo, permite a los pacientes de enfermedades contagiosas evitar las consultas médicas con un examen a través de un enlace de video de alta velocidad desde la comodidad de su hogar.

Finalmente está la seguridad. Las mejoras en la seguridad pública pueden ofrecer importantes beneficios de tiempo para los ciudadanos de las ciudades inteligentes: casi 35 horas por año, según el estudio.

Por ejemplo, en Portland, Oregon (que ocupa el puesto 12 en el índice de ciudades inteligentes de Juniper) y en San Diego (en el puesto 14), Intel se unió a GE y AT&T, entre otros partners del ecosistema, para instalar la solución Current by GE’s CityIQ. Ello permite que las luces de la ciudad puedan transformarse en una infraestructura digital conectada para monitorear el ritmo de la vida urbana y, de esa forma, permitir a una serie de departamentos locales el suministro de procesos urbanos más limpios, más seguros y más eficientes.

Si bien las ciudades inteligentes aún están en las primeras etapas, los analistas consideran que estos ejemplos son solo el comienzo de unas posibilidades infinitas.


Comentarios

Deja un comentario

SUSCRÍBASE A NUESTRA NEWSLETTER

Obtenga acceso a información exclusiva, reportajes, notas de actualidad y el análisis de las tendencias con el mayor rigor periodístico.