AMLO acepta un segundo hackeo; ahora en filtración de datos personales de periodistas | IT Masters Mag

NOTICIA

AMLO acepta un segundo hackeo; ahora en filtración de datos personales de periodistas



Dirección copiada

López Obrador aceptó también que hay un riesgo para los afectados y señaló que “hay que buscar la forma, primero, de saber qué fue lo que sucedió.

Publicado el 29 ene 2024

Francisco Iglesias

Director editorial de Netmedia



AMLO-hackeo-conferencia-matutina
AMLO: “Son los mismos, son los mismos, gente sin escrúpulos morales que actúan de esa manera, son guerras mediáticas”. Crédito: Presidencia de la República


Una vez más el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, aceptó un hackeo a una institución de su Gobierno.

En septiembre de 2022, reconoció un ciberataque del grupo Guacamaya a la Sedena y esta vez directamente a la Presidencia, que resultó en la filtración de datos personales de periodistas que acuden cada mañana a sus conferencias.

El pasado 26 de enero, Silikn lanzó una alerta a medios en la que aseguró que se habían filtrado en foros clandestinos una base de datos (150MB) reciente, de 2024, del Sistema de Acreditación de Prensa de Presidencia.

De acuerdo con la startup de ciberseguridad egresada del programa de aceleración de Socialab México, la base contiene los datos (pasaportes, identificaciones, RFC, nombres, correos electrónicos, teléfono, dirección, fecha de nacimiento, CURP) de más de 300 periodistas.

Este lunes, a pregunta expresa, el mandatario federal admitió: “Sí, sí fue un hackeo”. Y explicó que ocurrió “para tratar de sembrar la idea de que nosotros perseguimos, censuramos, somos dictadores”.

Se cuidan los datos, pero los hackeos se dan

Andrés Manuel López Obrador, presidente de México

Durante su conferencia matutina, aseguró que “se cuidan los datos, pero los hackeos se dan”, para minutos después aceptar que “sí, falló la seguridad o fueron muy buenos los hackeadores”.

Otras instituciones del Gobierno federal han sido también víctimas de ciberataques en la actual administración, como la Secretaría de Infraestructura, Comunicaciones y Transportes (SICT), que recibió un ataque de ransomware.

“Es guerra sucia, es espionaje”

López Obrador aceptó también que hay un riesgo para los afectados y señaló que “hay que buscar la forma, primero, de saber qué fue lo que sucedió, quién hackeó”. E insistió: “Es guerra sucia, es espionaje. Vamos a que se haga la investigación”.

Incluso, sin contar con alguna prueba habló de los posibles responsables del ataque: “Son los mismos [que hicieron con Guacamaya], gente sin escrúpulos morales que actúan de esa manera. Son guerras mediáticas”.

Sobre si veía a la oposición detrás de la filtración, comentó: “Es muy probable, muy probable: Claudio X. González y toda la red de opositores a la transformación”.

El presidente aceptó la propuesta de una periodista de que la Secretaría de Gobernación proporcione apoyo a todos los que aparecen en las listas. “Hoy me comentaba Jesús [Ramírez, vocero de Presidencia] que tienen que entregar un informe al INAI”, indicó.

Artículos relacionados

Artículo 1 de 5