Cuatro habilidades que cualquier CIO necesita para crecer en la organización

Pensar que el CIO es responsable solamente de la gestión IT de una empresa es cosa del pasado. Hoy es parte de sus responsabilidades participar en los comités directivos y apoyar al desarrollo del negocio para impulsar su competitividad a través de la tecnología.

Las tareas centrales de un líder IT nunca cambiarán: investigar nuevas tecnologías, crear estrategias para el uso de estas a fin de promover el valor comercial y abordar cualquier riesgo asociado con la transformación digital.

Pero saber cómo funciona la tecnología es solo la primera parte de ser un CIO competente. Además de comprender los aspectos técnicos del trabajo, también debe demostrar una serie de habilidades y rasgos, a veces menos obvios, que los conviertan en líderes exitosos.

Estos rasgos pueden variar de una empresa a otra, caso por caso, pero muchos de ellos son constantes en toda la industria.

Habilidades para crecer en la organización

De la larga lista de habilidades que un CIO puede desarrollar, hemos elegido las siguientes cuatro por el impacto que seguramente tendrán en su relación con el negocio y la posibilidad de crecer dentro de la organización.

1. Analítica de datos

Para impulsar el cambio empresarial, el directivo debe tener la capacidad de encontrar el valor de los datos que sean útiles para que la compañía alcance sus objetivos comerciales.

Entender esto puede detonar nuevas oportunidades y retos para maximizar el valor financiero de la compañía. McKinsey lo resume así: “Satisfacer las necesidades de los consumidores hoy en día requiere un modelo de negocios que sea eficiente y que al mismo tiempo se adapte a los clientes de manera individual”.

Para ello es de gran utilidad tener capacidades avanzadas en materia de analítica.

2. Planeación estratégica

Es importante que quien tiene a su cargo el área IT entienda qué necesita la empresa para crecer desde el punto de vista de la tecnología.

Para alcanzar los objetivos tendrá que definir si se adquieren soluciones de terceros o se desarrollan los proyectos en casa. ¿Qué tiene un mejor costo-beneficio en determinadas situaciones?

Es necesario tener la capacidad de evaluar estrategias, ubicar sus ventajas competitivas para presentar exitosamente proyectos al consejo directivo y así realizar implementaciones efectivas que apoyen el negocio.

3. Actualización constante

Ser el director IT de una organización requiere tener la capacidad de aprender y actualizarse constantemente, tanto para conocer nuevas tendencias tecnológicas, como para reconocer aquellas que puedan ser de utilidad para la empresa.

En esta preparación continua también entra todo el equipo IT, para desarrollarse en un entorno que siempre esté al día de las novedades que hay en el mercado. En este rubro cabe decir que el CIO debe tener habilidades de adaptación para saber trabajar con nuevos modelos de negocio.

4. Comunicación efectiva

Para presentar adecuadamente los planes y proyectos del área, tanto a los directivos, como a los empleados y proveedores, es otra de las habilidades necesarias para el CIO.

Los tomadores de decisiones tienen bases cognitivas, pero también emocionales. Las historias basadas en datos con buen análisis son una manera excelente de persuadir a quienes deciden el futuro de las compañías.

A este póquer de habilidades hay que agregar un extra: que el líder IT tenga un chip de innovación y promueva que sus equipos generen constantemente ideas nuevas para apoyar a la empresa.

Reportera de tecnología. Suele buscar temas de innovación, nuevas aplicaciones IT y seguridad de la información. Periodista por la UNAM; estudió Marketing en el ITAM y Branding en la Universidad de Bogotá Jorge Tadeo Lozano. Storyteller apasionada por la astronomía.

    Related posts

    Deja un comentario