PyMEs en México: entre la resiliencia y la inversión en tecnología

Por María Fernanda Peña, Digital Marketing Manager en NephosIT. Una de sus responsabilidades es comunicar las ventajas de migrar cargas de trabajo a la nube desde el punto de vista de negocio y técnico, a través de plataformas de última generación, como Nephos Cloud.

Mucho se ha hablado de cómo la pandemia por COVID-19 terminó convirtiéndose en el gran acelerador de la transformación digital en todo el mundo. Por fortuna, los datos indican que la mayor parte de las empresas continuarán en este camino que puede generar grandes beneficios de negocio. Y si hay un sector que puede sacar provecho a tecnología basada en la nube son las pequeñas y medianas empresas.

En esta nueva realidad, las PyMEs enfrentan retos aún mayores a los que están viviendo los corporativos. Para no ir tan lejos, las cifras del INEGI muestran que, durante el 2020, 86.6% de 1,873,564 empresas en el país tuvieron alguna afectación a causa de la pandemia. 

Pero no todo son malas noticias: el mismo INEGI detectó que en el mismo periodo, que una gran cantidad de PyMEs tomaron medidas como implementar home office, comenzar a vender por internet, o incluso ofrecer nuevos bienes y servicios para atender la emergencia sanitaria. Las PyMEs son, tal vez, las más resilientes y con mayor facilidad para adaptarse a situaciones retadoras.

Así, aunque muchas empresas ya se encuentran en el camino de adoptar tecnología en la nube para soportar su operación, existe también un muy buen número de empresarios que siguen evaluando cuál es el mejor camino para seguir productivos, invertir lo necesario en innovación y estar preparados para el siguiente gran evento que ponga en riesgo al mercado. 

Si usted está en el momento de evaluar si conviene o no subirse a la nube o, más importante aún, está considerando a algún proveedor para acompañarlo en ese camino, le recomendamos considerar algunos aspectos importantes antes de tomar esta decisión:

  • Diseño de servidores a la medida: pregunte a su proveedor si es capaz de ofrecer servidores virtuales, bajo demanda y totalmente personalizables.
  • Certificaciones: asegúrese de que su socio cuente con personal certificado para garantizar estructura, disponibilidad y seguridad en la operación.
  • Monitoreo de red 24×7 y soporte en español: si bien existen múltiples alternativas en el mercado, usted necesitará que le resuelvan problemas rápidamente, de manera eficiente y estar seguro de que podrá hablar con un ingeniero que entienda sus necesidades al 100%
  • Mensualidades fijas: una de las grandes promesas de la nube es la reducción de costos, pero para que esto se vuelva realidad, es indispensable un contrato donde el precio no cambie constantemente.
  • Respaldos diarios de la información: es fundamental que usted pueda controlar sus copias de seguridad y gestionar las restauraciones mediante la integración de agentes de respaldo para las aplicaciones de su negocio.

Si algo hemos aprendido en estos meses de confinamiento y trabajo remoto, es que lo fundamental para una implementación exitosa es la gente: en la medida que su propio equipo esté convencido de las ventajas de la tecnología cloud, el proceso traerá beneficios a su empresa. Vale la pena invertir tiempo y esfuerzo para encontrar al mejor proveedor.

Contacto: Fernanda Peña

56-1103-0513 | ext.113
[email protected]

Related posts

Deja un comentario